lunes, 18 de octubre de 2010

Ha muerto asesinada otra mujer

Otra mujer ha sido hallada muerta, asesinada, junto a sus dos hijos. Un miserable asesino, un malnacido, una bestia inhumana, un cabrón cobarde se ha atrevido a acabar con la vida de una mujer y de sus dos hijos pequeños.
¿Se puede ser más animal?
Poco más puedo decir que no dijera el otro día.
Me da igual de dónde proceda esa violencia, si es de un hombre hacia una mujer, de una mujer hacia un hombre... hacia niños o ancianos o discapacitados. Me da igual. TODO TIPO DE VIOLENCIA, PROCEDA DE DONDE PROCEDA, ME PARECE ESPANTOSA, EXECRABLE. UN TUMOR EN NUESTRA SOCIEDAD QUE HAY QUE EXTIRPAR.
¿Cómo puede nadie hacer algo así?
¿Se queda la sociedad impasible?
¿Conoces algún caso de violencia doméstica? ¿Lo denunciarías?
Creo que la violencia está demasiado anclada en nuestra sociedad como para erradicarla así como así. Pero tengo fe en que con una educación basada en el respeto al otro algún día se pueda acabar con esto.
Soy optimista... ¿o ilusa?
Y, por ahora, nada más.

5 comentarios:

No cogé ventaja, ¡miarma! dijo...

Como siempre opino en este tema, o cambiamos la sociedad o esta lacra nos superará a todos.
¿Qué podemos esperar viendo lo que vemos y viviendo lo que vivimos?
Desde la mañana más temprana hasta la noche más noche la tv se encarga de darle carne al ogro, procura despegar a la mayoría de mujeres de ese cáncer y te sorprenderá su respuesta.
Un beso.

Susana Terrados dijo...

uf, Lola...la rabia y la impotencia nos invade de nuevo...
Saludos y un beso.

Lola Montalvo dijo...

Amigos, no puedo decir más de lo que dicho. Cuando esta violencia es capaz de llevarse a niños por delante, creo que sobrepasa lo que yo puedo tolerar. La cadena perpetua es poco para estos animales. Gracias, amigos por opinar. Besos miles

Raúl Peñaloza dijo...

Claro que sí la denunciaría.

Lola Montalvo dijo...

RAÚL: es alentador saber que cada día hay más personas a las que la violencia, tenga ésta el pelaje que tenga, no le deja indiferente. Tu respuesta resume mucho bueno, mucho.
Besos miles, Raúl.